·

·

domingo, 9 de diciembre de 2012

DUDAS, MUCHAS DUDAS


Blogueros y amigos en Arucas. Grandes todos.

Han pasado muchas cosas desde la Medio Maratón de Telde. Seguí entrenando fuerte con la vista puesta en la Medio Maratón de Vecindario, estaba ilusionado con hacer una buena marca, pues nunca antes había sido tan constante con el trabajo que me había marcado. En mi cabeza sólo cabía bajar de las dos horas.

El día se presentó caluroso, aguanté durante 7 kilómetros a un ritmo medio de 5:45 minutos. Las sensasiones no fueron buenas, sentía las piernas más pesadas de lo habitual y el perfil de la carrera no ayudó demasiado, pues no había prácticamente llanos, o se subía o se bajaba.

A partir de ahí todo fue a peor, en el kilómetro 13 estaba prácticamente acabado, agonizando a ritmos de 7 minutos o más hasta el final de la carrera para hacer 2:11:13, un desastre.

Me vinieron muchos pensamientos negativos a la cabeza, el primero de ellos desapuntarme del Gran Canaria Maratón. A pesar de entrenar más que nunca, me encuentro peor que nunca. ¿Dónde están esos ritmos de 5:30 sostenidos durante muchos kilómetros en la Media Maratón del Puerto en Mayo de este año? Han desaparecido, no los encuentro.

He reflexionado mucho sobre la situación y en vez de seguir entrenando regularmente, he entrado en una dinámica de saltarme entrenos sin grandes razones para ello. Encima los días que salgo a correr no tengo muy buenas sensaciones que digamos, se me repiten los síntomas de Vecindario, pesadez y pérdida de ritmo a partir del kilómetro 12 ó 13.

Quizá fue un error decidirme por un plan de tres días a la semana donde no hago ni un sólo entrenamiento cruzado. Quizá casi siempre voy al límite de mis pulsaciones. Quizá me precipité al decidirme tan pronto en hacer un Maratón. Quizá las grandes distancias no sean mi fuerte.

Menos mal que el mes de diciembre empezó con una fiesta en Arucas donde nos juntamos blogueros y amigos apasionados por este deporte para hacer una carrera por etapas y por equipos. Sosaku Killers con el que participé, quedó en la cola, pero a pesar de ello pasamos un día estupendo que me animó a seguir con esta aventura pase lo que pase. Gracias a todos por darme el apoyo que necesitaba. Eso sí, me tocó correr una etapa toda cuesta abajo que me dejó unas agujetas brutales hasta hoy domingo en que he salido a correr 24 kilómetros por Las Canteras y la Avenida Marítima. Vaya sufrimiento.

Dejo algunas fotos de ese día en Arucas.

Nadie dijo que esto iba a ser fácil.

Sosaku´s Killers antes de la Batalla.

Oscar, Jorge y Ale.